Diabéticos desconocen beneficios que les aportan los lácteos

 

Una encuesta realizada por la agencia MerSalud para la Cooperativa Dos Pinos, midió el nivel de consumo de lácteos de 385 personas con diabetes, en todo el territorio nacional.  De acuerdo con los datos, menos del 30% de los participantes incorporan los productos lácteos como parte de su dieta, desconociendo los favores que podrían tener en el tratamiento de su enfermedad.

“Este estudio nos demuestra que las personas no tienen conciencia de los beneficios de los lácteos en su dieta y menos aún, del factor protector que tienen tanto para la prevención de la diabetes como para mantenerla controlada, en aquellas personas que ya la padecen”, comentó Carla Murillo,nutricionista de Dos Pinos.

Según los resultados de la encuesta, solamente un 22% de los hombres y un 28% de las mujeres participantes, aseguraron incluir a los lácteos en sus dietas. Los hombres consumen leche y queso como primera opción y de último yogurt.

La Asociación Americana de Diabetes (ADA, por sus siglas en el inglés) recomienda que las personas con este padecimiento consuman lácteos porque el carbohidrato de la leche (lactosa) aumenta lentamente los niveles de azúcar en sangre, favoreciendo el control de su enfermedad.

Otros estudios han evidenciado que el consumo de un yogurt al día, por 12 semanas,  mejora la glicemia de personas con diabetes tipo 2.  Este tipo de diabetes es el que se desarrolla por malos hábitos en los estilos de vida.

Se estima que la diabetes afecta a 350 mil costarricenses, es la séptima causa de muerte y un importante factor de riesgo para el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, las cuales constituyen la primera causa de muerte en nuestro país.

Estos son algunos consejos de nuestros especialistas para mantener la diabetes a raya o evitar que llegue a su vida:

  • Realice de cinco a seis tiempos de comida, especialmente si es un persona con diabetes que utiliza insulina.
  • Propicie el consumo de 7 a 10 porciones de frutas y vegetales diarios o al menos cinco porciones.
  • Consuma el 50% de los carbohidratos de grano entero.
  • Incluya de dos a tres porciones de productos lácteos al día, preferiblemente de moderado a bajo contenido de grasa.
  • Alterne el consumo de diferentes tipos de proteínas; limite el consumo de carnes rojas y prefiera el consumo de pescados.
  • Consuma más grasas saludables: salmón, arenque, macarela, trucha, nueces, semillas, aceite de oliva, aguacate.
  • Evite frituras, aderezos, grasas de origen animal, comidas rápidas y repostería.
  • Limite el consumo de sal a una cucharadita al día.
  • Si consume bebidas alcohólicas, que sean máximo dos bebidas.

 

 

(Visited 1 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *